viernes, 29 de julio de 2016

ASTROLOGÍA

A golpe de uña hoy: Astrología Parker, de Julia y Derek Parker.

En su página 204, MOTIVACIÓN PSICOLÓGICA
Todos nosotros avanzamos de una u otra forma a través de ciertos problemas psicológicos en el curso de nuestro crecimiento hacia la madurez y así nos gongraciamios con nuestra personalidad y observamos nuestras ansiedades e inhibiciones en la debida perspectiva. A veces, los problemas son tan difíciles que tenemos que buscar ayuda de los psicoterapeutas. Unos pocos, continuamos sufriendo, incapaces de comprender por qué nos sentimos constantemente deprimidos o llevamos unas vidas tan poco satisfactorias.
     A estas alturas ya te habrás dado cuenta de que los esfuerzos y tensiones aparecen con claridad en nuestras cartas natales, pero suele haber áreas que nos muestran cómo contrarrestarlas y liberar la mayoría de los bloqueos. Cuanto más estudies, más aprenderás a encontrar caminos claros a través de lo que , a menudo, no es más que un laberinto de indicaciones complicadas y a veces contradictorias.
No obstante, resulta muy difícil valorar los problemas psicológicos, una vez descubiertos mediante la valoración técnica de la carta, y si no llevamos cuidado podemos encontrarnos caminando sobre hielo muy fino...y caer en aguas muy frías y profundas. Es esencial que nos caigamos sin querer, o que nos arrojemos al agua por caminar a ciegas, y eso es algo que sólo podemos evitar sabiendo con exactitud cuando debemos pararnos. Cuando decir al nativo que si necesita más ayuda debe consultar a un psicoterapeuta experto. (Es importante que conozca usted alguno, para poder darle al sujeto una referencia concreta. Muchos psicoterapeutas simpatizan con la astrología, y unos pocos astrólogos han estudiado psicoterapia.

El papel del astrólogo
Recuerda que por muchos libros que hayas podido leer sobre el tema, no te encuentras en posición de poder explorar en profundidad los problemas de la gente, a menos que hayas estudiado psicoterapia.
Puedes escuchar sus problemas, y ayudarles a aliviar sus cargas, puedes guiarles incluso en el uso de su técnica astrológica, pero no debes ir más lejos. Si un cliente empieza a plantear demandas excesivas, volviendo a interrogarte obsesivamente y en detalle sobre ciertas actitudes y problemas, detente. Lo único que necesitas decir es que solo eres un astrólogo, que le has ayudado todo lo que has podido y que si cree necesitar más ayuda profesional será necesario que vea un psicoterapeuta cualificado.

      Siguen los autores dando consejos a los astrólogos, pero yo no soy astróloga, y ni siquiera he leído el libro más que un dos o tres por ciento.
Me gustaría saber más, pero no he podido, o no he sabido dedicarme al tema, tan apasionante como observar como tiene que influir en nuestras vidas el fascinante mundo de la astronomía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.