jueves, 25 de febrero de 2010

ENTRE DOS MUNDOS

Por el hecho de existir,
el miedo es nuestro enemigo.
Envejecemos, decaemos, enfermamos...
¡hay que ganar dinero...!
Y todo para morir....
nos sorprende la ansiedad,
nos vence la depresión
y nada de esto es verdad
en el mundo que es de Dios.

En el reino del espíritu,
ni enfermedad ni dolor,
ni cambios que nos alteren,
ni distancia que separe,
ni tiempo que nos apremie,
ni amor que nos abandone.
Ni puñaladas traperas,
ni engaño, ni falsedades
que pueda alterar la esencia.

Entre dos mundos andamos
que no se pueden cruzar,
uno es imperecedero,
otro, finito y traidor.
En paralelo iluminan
cómodos señores son.
Para servir solo a uno,
hay que elegir al mejor.
Esta será nuestra labor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.