lunes, 4 de marzo de 2013

MATAN AL ESPÍRITU

Hasta el alma se cansa, el olor fétido del fango asfixia al espíritu, enferma los sentidos. En su revoltura desangra, y el ladrón se mofa ocultando la cara. Robando a los pobres, conciencias malvadas. Mienten sin piedad, torturan y maltratan. Invitan a rezar a vírgenes que salvan y lo manifiestan en voces estranguladas. Con sus caras de idiotas, los que viven del sangrado discuten los esfuerzos por salvar, mientra empujan al fango, ayudando al ladrón oculto. Las nauseas ahogan, la mente se tara.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.