martes, 1 de abril de 2014

UNO DE ABRIL

Uno de Abril de 2014. un vendaval con tormenta, lo más fuerte de este invierno aquí, donde todo es fácil para algunos y difícil para otros. Pero nada, comparado con los que no tienen techo,comida, y menos un poco de calor.
Cuando no se vive el temporal de cerca, una se acuerda de los sin techo, de los más débiles, y de la impotencia de los que  no pueden socorrerles.
Pero cuando oyes el silbido del viento, y la lluvia, aunque estés muy a gusto en la cama o al brasero, (que otra cosa no hay), aunque otros tengan de todo a tu costa, una se indigna con todos los sopla gaitas, caciques, chorizos. Ejemplos de indignidad. Y te indignas con todos los que colocan a esos degenerados, al mando de los barcos que navegan en nuestras aguas.
Para poner este escrito, tengo que salir a mojarme los pies, pero es lo menos que puedo hacer en honor a esa pobre gente, mientras los chorizos y sus cómplices, discuten como obtener el control sobre todos nosotros que confiamos en ellos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.